LA ALIANZA ENTRE VIDAL Y LOS INTENDENTES DEL NUEVO PJ, EXPUESTA EN UNA VOTACIÓN POLÉMICA


En una sesión no lejos de las polémicas y tensiones, Diputados logró aprobar la polémica reforma jubilatoria al Bapro. Ahora, el Senado espera el proyecto para convertirse en ley.

Gracias al bloque PJ-Unidad y Renovación que conduce el ex intendente de Florencio Varela, Julio Pereyra Cambiemos logró el quórum para comenzar con la sesión. Esta bancada, cabe recordar, responde al grupo de los intendentes del Conurbano que llevaron a Gustavo Menéndez a la presidencia del PJ bonaerense, de la mano -en las sombras- de Martín Insaurralde.

La movida del llamado “bloque de los intendentes” fue fundamental para el oficialismo, ya que con el simple hecho de lograr el quórum, más la ausencia en banca de algunos de esos diputados en el recinto, fue suficiente para que Cambiemos con votos propios logre aprobar la ley.

Durante la sesión, tanto Unidad Ciudadana, como el Frente Renovador y la Izquierda pidieron un cuarto intermedio y la votación nominal para las reformas en el Bapro y en el sistema de cooperativas. Ante las negativas, el recinto de movió y emisarios de estos bloques dialogaron con sus pares para definir una estrategia: dejar sin quórum la sesión.

Así, ante la inminencia de la votación, los legisladores de los bloques Unidad CiudadanaFrente Renovador, Peronismo Kirchnerista y el Frente de Izquierda abandonaron el recinto: 49 presentes 43 ausentes. Cuatro diputados fueron claves para la votación al quedarse en el recinto y brindar el quórum: Marisol MerquelFederico Otermin y Fabiana Bertino (PJ-Unidad y Renovación) y Alejandra Martínez (Convicción Peronista). La votación al final fue 44 a favor y cuatro en contra. Dato, en el único momento que se vio a Pereyra en el recinto fue para dar el quórum para iniciar la sesión.

La jugada, que según diversas fuentes, orquestó Insaurralde puso a ese bloque en la mira de todos. Su accionar, más allá del voto en contra, permitió que Cambiemos apruebe la ley. En los pasillos de la Legislautura, muchos peronistas bramaron: “No quiso romper su acuerdo con Vidal y le importó poco los trabajadores del Bapro”.

Anterior LOS VECINOS SON LOS PROTAGONISTAS DEL DEPORTE EN MORÓN
Proxima VECINOS EXIGEN SEGURIDAD TRAS FEROZ ATAQUE A SOFÍA